Fotografia de Paco Candel y logotipo de la Fundación
Inicio La Fundación Actividad Francisco Candel Paco Candel: Catalunya, un sol poble
Actividad

» Editoriales
» Noticias
» Fulls candelians
» Observatorio social


» Català


Jordi Pujol preside la entrega del Memorial Candel 2011
28/03/2012

El President Pujol con el secretario del Col·legi de Periodistes, Enric Frigola, y Pere Baltà, presidente de la Fundación Candel. (Foto: Rafael Vidal) En la sede social del Col·legi de Periodistes de Catalunya se celebró el acto de entrega de los galardones Memorial Francesc Candel 2011. Esta es la cuarta edición del premio instituido en memoria del autor de Los otros catalanes, fallecido en 2007. Ha distinguido a personas e instituciones por el conjunto de su trayectoria y por haber destacado de alguna manera en la línea de la inquietud social que caracterizó la obra de Paco Candel. Así, en la primera edición fueron premiados los periodistas Josep M. Huertas y Jaume Fabre, estudiosos de las barriadas populares de Barcelona, ??para proseguir en 2009 con la Federacin de Cors de Clavé, que actualizó el legado sociocultural de Josep Anselm Clavé, y la Associació Rauxa, dedicada a la rehabilitación de afectados por la alcoholismo. En 2010 fue distinguida la Coordinadora de Colles Sardanistes, por la integración social que genera su actividad y la Parròquia Mare de Déu de Port, que contribuyó a la formación cultural del escritor.

Los galardonados en la edición de 2011 lo han sido en tres ámbitos diferentes: el cultural, otorgado al polifacético cineasta Josep M. Forn, destacando la dirección del filme "La piel quemada", y el social, con lo que se ha distinguido el matrimonio Josep Fran y Lluïsa Celades, presidente y directora de la Fundación La Roda respectivamente, por más de tres décadas de acción cultural en los barrios de la inmigración. A estos dos ámbitos se ha sumado por primera vez el de comunicación, otorgado a Fermí Marimon, miembro de honor de la Acadèmia del Cinema Català, por más de medio siglo de actuación en todas las disciplinas de la cinematografía, destacando dos joyas documentales realizadas en su juventud en colaboración con Jordi Bringué (adjunto a Rovira Beleta, director de "Los Tarantos") sobre costumbres y tradiciones del barrio de las Casas Baratas de Can Tunis, precisamente cuando Candel escribía "Donde la ciudad cambia su nombre".

El galardón del Memorial Francesc Candel consiste en una reproducción de la escultura "El hombre que lee" de Ferran Soriano y una litografía de Joan Pere Viladecans, ambos miembros del patronato de la Fundación Candel. El acto también sirvió para reconocer la colaboración de Neus Català, la primera directora de la biblioteca Francesc Candel.

Después de la lectura del acta por la secretaria del Patronato, Joana Gardés, y la entrega de los galardones, todos los galardonados hicieron expresión de su agradecimiento al recibir la distinción de manos del Molt Honorable Jordi Pujol, ex President de la Generalitat y miembro del patronato de la Fundación, de Enric Rigola, secretario del Col·legi de Periodistes, y de Pere Baltà, presidente de la Fundación Candel, quien, tras una breve exposición de la actividad de la Fundación, que prepara la celebración del medio siglo de la publicación de Los otros catalanes, hizo una detallada descripción los méritos que distinguían a los galardonados.

Después de que Enric Frigola agradeciera la celebración del memorial por cuarta vez en la sede del Col·legi de Periodistes, en base a la condición de periodista honorífico con el que en vida fue distinguido Francisco Candel, Jordi Pujol desarrolló una distendida charla a partir del honor de haber disfrutado de la amistad de Candel y de las consideraciones que se podían extraer de su extensa obra, que había descubierto leyendo el artículo "Los otros catalanes" publicado en la revista La Jirafa. "Candel -dijo-, quizá no escribía con la perfección de otra gente, pero hacía estudios sabios. Nos lanzaba a todos mensajes punzantes, poniendo el dedo en la llaga de situaciones de injusticia social que se debían solucionar. Quizás dolía, pero los mensajes, para que sean útiles, deben herir".

"Lo que significó Candel -prosiguió Jordi Pujol- nos ha ayudado a crear conciencia social, contribuyendo a entender que tarde o temprano los inmigrantes serán asumidos por la sociedad y esto debe producirse de la mejor manera, sin grietas ni confrontaciones. No hay ningún país de Europa que tenga tanta inmigración y en tan poco tiempo como nosotros, tampoco hay otro que tenga menos poder político para desarrollar programas de integración. Es necesario integrar por convicción, nunca por coacción. Mi obsesión, cuando era presidente de la Generalitat, era hacer las cosas de manera que no se produjeran roturas internas y que hubiera la máxima mezcla".

Avanzando siempre al encuentro del pensamiento de Francisco Candel, con una exposición de una fuerza coloquial que absorbió al público que, entre la sonrisa y la reflexión, llenaba la sala del Col·legi de Periodistes, Jordi Pujol lanzó un mensaje final: "Para tener este país capaz de enamorar a la gente, necesitamos poder disponer de los elementos políticos, administrativos, económicos y de financiación que lo posibiliten. Para nosotros mantener el estado de bienestar no es sólo un objetivo político o social, es también un objetivo nacional".

Enviar a Delicious Enviar a Digg Enviar a La Tafanera Enviar a Mename Enviar a Facebook Enviar a Twitter

Josep M. Forn con la escultura de Ferran Soriano recibida de manos de Jordi Pujol. (Foto: Rafael Vidal)Fermí Marimon, recibiendo el Memorial de manos de Jordi Pujol. (Foto: Jordi Remon)Lluïsa Celades i Josep Fran, galardonados por más de treinta años de labor en la Fundació La Roda. (Foto : Jordi Remon)Los galardonados y los miembros del patronato de la Fundación Candel. (Foto: Jordi Remon)

Fundación Privada Paco Candel - info@fundaciocandel.org - Acerca del sitio